13 feb. 2012

Gérmán Sánchez Ruipérez



Seguro que en alguna ocasión, en algún momento de tu vida de estudiante has pasado las hojas de algún libro de la editorial Anaya. Lo que no sabías es que detrás de esas enseñanzas estaba un sencillo salmantino: Gérman Sánchez Ruipérez, el joven  soñador que pronto se convertiría en el padre de la editorial Anaya y otras editoriales literarias de ámbito general.
Hoy te recuerdo su imagen y su nombre porque ayer fallecía y, por ello, es obligado el reconocimiento a personas que han sabido contribuir con su esfuerzo y trabajo al ámbito educativo y cultural.

No hay comentarios:

Publicar un comentario